BOLERO de MAURICE RAVEL

 

 

ARTE Y BELLAS ARTES

 

 

BOLERO DE MAURICE RAVEL

 

COMPOSITOR SINFONICO

 

y

 

EXITOS MUSICALES DE LOS ULTIMOS TRESCIENTOS AÑOS

 

 

 

I – BIOGRAFIA DE MAURICE RAVEL

 

Joseph Maurice Ravel (Ciboure, Labort, 7 de marzo de 1875 – París, 28 de diciembre de 1937) fue un compositor francés del siglo XX. Su obra es el fruto de una compleja herencia y de hallazgos musicales que revolucionaron la música para piano y para orquesta. Reconocido como maestro de la orquestación y por ser un meticuloso artesano, cultivando la perfección formal sin dejar de ser al mismo tiempo profundamente humano y expresivo,

 

 

Maurice Ravel 1912

 

Estudió en el Conservatorio de París con Bériot, Gédalge y Fauré. Sus primeras obras fueron Pavane pour une infante défunte (1899), Jeux d’eau (1901) y el Cuarteto para cuerda en fa (1902). En 1912 presentó el ballet Daphnis et Chloé, por la compañía de los Ballets Rusos de Djagilev, con Nijinski y Karsavina en los principales papeles.

 

En 1920 rechazó la Legión de Honor y se instaló en Montfort-l’Amaury de forma definitiva.

 

Junto con Debussy, es el máximo exponente del impresionismo francés. Se distingue por un rigor constructivo en un estilo muy personal y fue uno de los más grandes y sutiles orquestadores que han existido.

 

 

Su producción es bastante extensa en todos los géneros y dentro de ella destacan, además de las citadas, las obras para piano Rhapsodie espagnole (1908; originariamente para orquesta), Gaspard de la nuit (1908), Valses nobles et sentimentales (1911), Ma mère lóye (1908; luego arreglada para orquesta), el poema coreográfico para orquesta La valse (1919-20) y Boléro (1928), también para orquesta; las composiciones escénicas L’heure espagnole (1907) y L’enfant et les sortilèges (1920-25), y sus piezas vocales Schéhérazade (1903), Histoires naturelles (1906), Trois poèmes (1913), sobre textos de Mallarmé, y Don Quichotte à Dulcinée (1932).

 

 

II – BOLERO DE RAVEL

 

La célebre bailarina y coreógrafa Ida Rubinstein le había encargado en 1927 un “ballet de carácter español” para el cual el músico adoptó una antigua danza andaluza: el bolero. Ravel comenzó a trabajar en la que se convertiría en su obra más famosa e interpretada.

 

 

La obra, que apuesta por durar alrededor de un cuarto de hora con sólo dos temas y una cantinela incansablemente repetida, fue estrenada el 22 de noviembre de 1928 frente a un público un tanto asombrado.

 

Su difusión fue inmediatamente inmensa. Ravel había firmado una auténtica obra maestra a partir de un material casi insignificante, pero él mismo rápidamente quedó exasperado por el éxito de esta partitura que consideraba sobre todo como una experiencia, y “llena de música”.

 

Visionado más de cuatro millones de veces

 

Cuando una dama gritó: Au fou, au fou! (¡Al loco, al loco!) después de haber oído la obra, el compositor confió a su hermano: Celle-là, elle a compris! (He ahí, ella lo ha comprendido.)

 

 

RESUMEN

 

 

En octubre de 1928, Ravel recibió el doctorado en música honoris causa de la Universidad de Oxford.

 

 

 

En su ciudad natal, inauguró, en agosto de 1930, el muelle que lleva su nombre.

 

 

 

Recopilación y edición:

Martín ferré

 

 

 

Anuncios

1 comentario (+¿añadir los tuyos?)

  1. Núria
    Jun 30, 2010 @ 19:10:27

    EXTRAORDINARINÚRIA

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: